Shares

Tras 24 meses de intensos trabajos, Colombia realizó por primera vez un Mundial de fútbol, una gran oportunidad para dar a conocer lo mejor que tiene este hermoso país suramericano: un destino turístico mágico que cada vez encanta a más extranjeros y cuyo único riesgo, como dice la campaña que promueve a Colombia en el exterior, es “que te quieras quedar”.

El 29 de julio de 2011 empezó a rodar el balón para dar inicio a la Copa Mundial de Fútbol Sub-20 que se jugó en 8 ciudades y tuvo 52 partidos. La inauguración fue en la ciudad de Barranquilla, en la zona costera colombiana.

Este gran evento fue una oportunidad para renovar los estadios del país, que ahora son impresionantes escenarios deportivos que cuentan con sillas individuales, canchas totalmente reacondicionadas, más cámaras de seguridad, camerinos y palcos modernos. La idea es crear una nueva cultura del fútbol de “civilidad y convivencia” que promueve la FIFA por el mundo.

La renovación de los escenarios deportivos tuvo una inversión de cerca de 200 mil millones de pesos colombianos (110 millones de dólares americanos) y dejará a Colombia con 8 escenarios de talla mundial. El estadio Hernán Ramírez Villegas, de la ciudad de Pereira, fue uno de los que más admiración causó por su remodelación y es considerado ahora, por muchos expertos, como el estadio más lindo del país.

De esta manera, hubo una razón de peso para que Colombia fuera uno de los destinos turísticos más importantes para visitar en Suramérica durante los meses de julio y agosto del 2011. Fue una vitrina para promover desde café hasta destinos exóticos. Se calcula que unos 35.000 turistas visitaron este país y por esto, en la promoción turística tanto nacional como internacional, se invirtieron 4 mil millones de pesos colombianos (2,3 millones de dólares americanos).

La mayoría de agencias de viajes empaquetaron sus productos turísticos, que incluyeron recorridos por las ciudades, planes y hasta las boletas para los partidos. Como atractivos para visitar se incluyeron el Parque del Café y Panaca, en la zona conocida como el Triángulo del Café (Manizales, Armenia y Pereira); Bocas de Ceniza y el zoológico en Barranquilla; el centro histórico y la ciudad amurallada en Cartagena; el acuario y los museos de Medellín y La Candelaria, Usaquén y Monserrate en Bogotá, entre otros.

Datos interesantes del Mundial Sub-20 en Colombia

  • 32 minutos de espectáculo fue el tiempo que duró el show de inauguración en Barranquilla, por orden de la FIFA. Participaron 2.011 personas, 650 grupos y 140 artistas.
  • 250 guías fueron capacitados en cada ciudad como voluntarios en temas como idiomas, turismo y geografía.
  • El logo oficial del Mundial, como ves en la foto, tuvo como objeto central el producto insignia del país: el café.
  • Bambuco el Guacamayo, que representa un ave exótica de Colombia, fue el nombre escogido para la mascota oficial por más de 75.000 votos.
  • Adidas fue el fabricante del balón, llamado Speedcell
  • El cantante Jorge Celedón compuso el himno oficial del Mundial

Vive Colombia y viaja por ella, en cualquier época del año, por su linda gente, sus hermosos paisajes, su diversidad gastronómica, las delicias de sus frutas y muchos encantos más.

Shares