Desde hace unos años, cuando el petróleo empezó a subir de manera preocupante, las aerolíneas del mundo comenzaron a emplear trucos para enfrentar este problema. El combustible representa cerca de un 35% en el total de los costos para las empresas aéreas y según la Iata (Asociación Internacional del Transporte Aéreo), por cada dólar que aumenta el petróleo, hay 1.600 millones de dólares en costos adicionales para las aerolíneas.

Hoy en día el pasajero tiene muchas más alternativas para volar y desde el 2010, con la entrada en operación y el gran crecimiento de muchas aerolíneas de formato “bajo costo”, se generó una guerra de tarifas, hecho por el cual muchas compañías evitan trasladar muchos de esos mayores costos al pasajero.

¿Cómo se las ingenian las aerolíneas para bajar costos?

En su afán de enfrentar los altos costos del petróleo y evitar incrementar las tarifas en sus tiquetes aéreos, las aerolíneas han recurrido a ingeniosas ideas para bajar costos de todo tipo. Aquí se exponen algunas de ellas:

  • Desde reducir el peso de las comidas, comprar nuevos carros para las azafatas y hasta desarrollar paquetes turísticos que no incluyan comidas en el avión.
  • La opción generalizada para ahorrar costos es la renovación de la flota de aviones.
  • AviancaTaca, principal aerolínea de Colombia, ha logrado ahorrar el 20% de combustible con el cambio de aviones.
  • La aerolínea chilena LAN encargó algunas unidades del Airbus A320neo, equipo que ahorra el 15% de combustible. Easyfly y Copa Airlines también han renovado su flota.
  • American Airlines ha hecho algo más curioso: tiene un programa liderado por los empleados, a través del cual han logrado ahorrar 500 millones de galones de combustible. ¿Cómo lo han hecho? carretean los aviones en la pista con un sólo motor encendido, usan plantas eléctricas cuando están en tierra para refrigerar el avión y han cambiado unos 40.000 carritos de comida por unos más livianos.
  • Easyfly, aerolínea de Colombia, hace aproximaciones de manera visual, si el tiempo está óptimo; van en línea recta a la pista y ahorran trayecto. Las aerovías en general van en zig-zag.
  • Finalmente, y para quitarle peso al avión, las aerolíneas sacaron los libros de los manuales de los pilotos y los pasaron a Ipads, algo que aligera el peso.

Ya ves toda la cantidad de medidas curiosas que han tomado las aerolíneas, y es que realmente los incrementos constantes que ha tenido el petróleo, por ejemplo durante gran parte del primer semestre del año 2011, han sido un dolor de cabeza tanto para aerolíneas como para nosotros los viajeros. Según datos, en mayo del 2011 el aumento llegó al 37% con respecto a un año atrás. Sin embargo, el precio de galón de la gasolina para los aviones (Jet-A1) tuvo un ajuste del 45%, cifra bastante preocupante.

Esperemos que los incrementos del petróleo no le sigan amargando el negocio al sector aéreo. De hecho, en Colombia hay noticias que auguran tiquetes aéreos económicos para el año 2012 y una de ellas tiene que ver con el petróleo.